miércoles, septiembre 20, 2006

¿Qué cuadro elegiría el rey?



Había una vez un rey que ofreció un gran premio a aquel artista que pudiera en una pintura dibujar la paz perfecta.

Muchos artistas lo intentaron y presentaron sus obras en el palacio del rey, el gran día había llegado. El rey observó y admiró todas las pinturas, pero sólo hubo dos que a él realmente le gustaron y tuvo que escoger entre ellas.

La primera era un lago muy tranquilo. Este lago era un espejo perfecto donde se reflejaban unas plácidas montañas que lo rodeaban. Sobre éstas se encontraba un cielo muy azul con ténues nubes blancas.

Todos quienes miraron esta pintura pensaron que ésta reflejaba la paz perfecta.

La segunda pintura también tenía montañas pero éstas eran escabrosas y descubiertas.

Sobre ellas había un cielo furioso del cual caía un impetuoso aguacero con rayos y truenos. Montaña abajo parecía retumbar un espumoso torrente de agua.

Todo esto no se revelaba para nada pacífico. Pero cuando el rey observó cuidadosamente, miró tras la cascada un delicado arbusto creciendo en una grieta de la roca. En este arbusto se encontraba un nido.

Allí, en medio del rugir de la violenta caída de agua, estaba echado plácidamente un pajarito en medio de su nido ... Paz perfecta ... el pueblo entero se preguntaba

¿Qué cuadro elegiría el rey?

El sabio rey escogió la segunda y explicó a la gente el porque. "Porque," explicaba el rey, "Paz no significa estar en un lugar sin ruidos, sin problemas, sin trabajo duro o sin dolor.

Paz significa que a pesar de estar en medio de estas cosas permanezcamos calmados dentro de nuestro corazón.

" Éste es el verdadero significado de la paz."

16 comentarios:

Montanito dijo...

Asombroso, impresionante, verdadero, Y claro es exactemente eso que dice el rey, la paz no es todo, la paz esta en nosotros mismo, si nosotros no tenemos paz, pues menos a nuestro alrededor, me encanto mucho.

bye

Raúl*Grijalva dijo...

oraleeee...que buen texto me gusta!
y muy cierto..
saludos mamá compradora compulsiva jajaja..

Rowan dijo...

Buena história.
Yo necesito un poquito de esa Paz interior...
Tal vez el año próximo pueda disfrutarla.

Alfredo_kun dijo...

Saludos,
me asombra la aptitud que tiene hacia la escritura, es facinante leer un blog donde en cualquier lado encuentre un mensaje para meditar.
gracias por su comentario en mi blog.
pd: tiene unas hijas muy simpaticas, ellas no tiene blog?

La flaca dijo...

pues entonces que la paz del señor este contigo....

Yayo Salva dijo...

Profunda parábola. Y enorme la agudeza del Rey. Un beso.

KARMILA dijo...

Hola Niñota¡¡

Es un hermoso post¡¡ Y en definitiva concuerdo totalmente con el rey, porque la paz no radica en la tranquilidad,calma, etc. Si no en la forma trabajar por ella.

Muy muy lindo post.

Besos¡¡

jfranciscof dijo...

¡Vaya agudeza la del Rey! y... ¡vaya! que acertado post porque muchas veces buscamos la paz en el lugar equivocado, en consecuencia que está en nosotros mismos. Cariños para ti, Patricia.

Mari dijo...

Bello, Patricia.
Besos.

Alexis Coald dijo...

Amiga que letras tan sabias.
Cariños

1 GATO dijo...

Como pintar ese lugar?: como dice montanito"la paz no es todo, la paz esta en nosotros mismo, si nosotros no tenemos paz, pues menos a nuestro alrededor".
Yo le añado que , para llegar a visualisar ese lugar necesitas actuar, reestructurarte, reencontrarte con tus lados fuertes, claros, y sanos....
Un saludo

Nekane dijo...

Haber si aprendo del rey, (claro yo no soy monarquica, quizá sea por ello...)
En serio, muy lindo, Patricia.

Vas a ser una abuela amorosa para los nietos que tus hijas te daran en un futuro... podrás contarles tantos cuentos, brindarles toda tu sabiduría...
Besitos.

SHEIK II dijo...

Hola querida humana te agradesco la visita, y te felicito por tu blog es muy entretenido...

Miauzos

Julio dijo...

Muy acertado, estoy totalmente de acuerdo. POdemos estar en un ambiente de paz y no estarlo, porque en nuestro interior bullen nuestros "demonios".
Besos.

Toño dijo...

Yo, que nada tengo de sabio, según iba leyendo el texto también me había decantado por el segundo. Paz no significa tranquilidad y sosiego, eso puede incluso llegar al aburrimiento. Paz significa bienestar con uno mismo, esté donde esté.
Saluditos.

Anónimo dijo...

Hola...
...he leído muchas veces esta ilustración, texto, narración o como la quieran llamar; lo que más me impacta es pensar que si buscamos la paz que refleja el segundo cuadro, no la vamos a encontrar cosas, porque se gastan, pueden ser robadas, y hasta pueden perecer cualquier día. Lo mismo sucede si buscamos ésa paz en personas (familiares, amigos, compañeros, profesores, etc), porque nos decepcionaríamos al ver que las personas son inestables, cambian de opinión y afectos y son capaces de decir "te amo" y luego "no te amo". Claro, hay quien dirá:" ésa paz está en mí", créanme que si llevo en serio ésa afirmación con el tiempo me convertiré en una persona egoista y autosuficiente, porque como yo soy la que produzco esa paz dentro de mí, no necesito a nadie y tengo la paz siempre.
Miremos por donde miremos sólo si buscamos alguien que no cambie, alguien que sea justo, y capaz de dar ese tipo de paz que describe tan agradablemente el segundo cuadro, sólo puede ser Dios y nosotros sólo podemos ser el pajarito que está en el nido, que se siente seguro porque lo están protegiendo y sin miedo, porque alguien superior a él, bueno, justo, está, pese a la tormenta, a su lado. Creo firmemente haber encontrado ésa paz al aceptar a Jesús como mi Señor y Salvador, mi vida ha cambiado. Ya no miento, no robo, no engaño, no porque no pueda, sino porque no lo necesito, ahora busco cosas más excelentes.
Lo más precioso es que Dios está dispuesto a dar ésa paz a todo el que se la pida de corazón.

;)